Resultados de la busqueda para publicidad.

¿Qué recordamos las personas?

marketing_emocional

Hace años, el juego de la publicidad consistía en publicitar una marca, hasta que conseguía el nombre suficiente como para vender mucho, para poder publicitarse aún más. Este círculo vicioso acabó cuando nos vimos bombardeados por la publicidad. La saturación hizo que sólo los anuncios más originales, creativos, y en resumen, especiales, tuviesen verdadero éxito.

Por lo tanto, hubo un cambio considerable en las reglas del juego, y con el tiempo ha ido a más, ya que cada vez la saturación publicitaria es mayor.

Enciende la TV y comprobará que ningún anuncio es puramente racional. Todos unen su producto o servicio a un sentimiento, a unos valores. De esta manera, dependiendo de la cantidad de sentimientos que produzca un anuncio, resultará más o menos memorable. Esta teoría está basada en un principio del neuromarketing, que define a nuestro lado emocional como al que crea recuerdos. Si quieres comprobar esto, párate a pensar en los mejores momentos con tus amigos. Sea alegría, miedo o sorpresa…siempre tendrán emociones de por medio

Puede que cuando hablemos de publicidad emocional te vengan a la cabeza los anuncios de Navidad, pero no tienen por qué ser todos los anuncios de ese estilo. Cuando un anuncio rompe con lo que nos esperábamos, llama nuestra atención, y se cuela en nuestros recuerdos. Esa sorpresa, puede provocarnos desde miedo hasta risa, lo que hace de la publicidad algo versátil y creativo.

 

 

Con tanta saturación, la publicidad que cumple sus objetivos y además resulta memorable, tiene que ser especial. Esto significa desmarcarse del resto. 

 

Publicidad en pantallas

publicidad-pantallas

Una persona que vive en una ciudad recibe una media de 3.000 impactos publicitarios al día, entre anuncios, escaparates, marquesinas y otros soportes.

Tanta competencia nos lleva a las agencias de comunicación a buscar medios cada vez más originales e impactantes. Las nuevas tecnologías están produciendo cambios en este sector de la publicidad y marketing. Hoy en día, la publicidad que simplemente vende, ya no vende. “La publicidad tiene que hacer algo más, tiene que excitar, despertar a la gente de sus sofás” (Luis Bassat).

La publicidad en pantallas es una nueva forma que ha encontrado la publicidad para hacer un guiño al usuario. Pantallas de calles, pantallas de cines … resumiendo, pantallas gigantes. Generan mucho mayor impacto visual y mayor recuerdo. La imagen es de mucha más calidad, imposible de lograr en otro medio, y el público lo recuerda más. Suelen ser imágenes en movimiento con mensajes cortos y directos, que suponen un 100% más de captación de la atención del público.

Además, las marcas que se anuncian en estos soportes son consideradas innovadoras. Y el costo es muy parecido a cualquier otro soporte.

¿Pero, cómo nos diferenciamos en este soporte?

Es hay donde la creatividad, el contenido, la originalidad, las sensaciones, la interactividad, el impacto… juegan un papel relevante. Porque no todo vale.

Las principales tendencias de la publicidad online y offline en 2015

freedigitalphotos.net

freedigitalphotos.net

Con la llegada de Internet y las redes sociales estamos asistiendo a una evolución en la publicidad imparable. Por un lado, han surgido nuevas formas de publicidad online que, además, están cambiando constantemente. Por otro lado, la publicidad tradicional ha tenido también que cambiar y mejorar así sus estrategias, para adaptarse a los nuevos tiempos basados en la tecnología. Vemos a continuación las principales tendencias que tenemos en publicidad, tanto online como offline, y que además marcarán el año 2015:

1. Publicidad nativa: eMarketer prevé un aumento en la inversión en este tipo de publicidad que ya ha sido protagonista en 2014. La publicidad nativa consiste en incluir los anuncios en una web respetando el estilo y formato de la misma. Resulta así una publicidad menos intrusiva para los usuarios que aporta, además, un valor añadido.

2. Publicidad mobile: los anunciantes quieren alcanzar a los usuarios de los dispositivos móviles con sus mensajes, lo que hace que la publicidad móvil se encuentre en crecimiento. Así, según un análisis de BI Intelligence, este tipo de publicidad crecerá un 43% hasta 2018. Según IAB Spain, 1 de cada 2 usuarios hace click en anuncios a través del móvil, y además están dispuestos a recibir descuentos e información por parte de las marcas. Además, hay que tener en cuenta el hecho de que 9 de cada 10 usuarios de Internet ha usado alguna vez el móvil en el momento de la decisión de compra.

3. Publicidad en tiempo real: las marcas deben mejorar la experiencia del usuario en las tiendas físicas, algo que podrán hacer con una estrategia de publicidad en tiempo real. De esta forma, durante 2015 habrá más tecnología dedicada a que las marcas puedan recoger los datos de los consumidores cuando entran a comprar, de forma que puedan personalizar al máximo sus servicios.

4. Hipersegmentación: algo ya muy practicado por Google y Facebook desde hace tiempo y que se consolidará durante 2015. Consiste en enviar el mensaje adecuado a la persona adecuada en el momento adecuado, basándose en la ubicación, género, intereses y gustos, edad, etc.

5. Estrategias one-window: se trata de adaptar un mensaje para cada soporte, de forma que no se comparta el mismo contenido en las distintas plataformas.

6. Real Time Bidding: o la subasta en tiempo real de los espacios publicitarios. Se convertirá en la principal inversión en el sector del vídeo online, según IAB Spain.

Conclusiones:
La publicidad offline aprovechará las nuevas tecnologías y el crecimiento en el uso de los dispositivos móviles por parte de los usuarios para mejorar sus estrategias en los establecimientos en tiempo real. Vemos cómo cada vez más surgen mensajes adaptados a los distintos medios y con una publicidad hiper-personalizada para cada usuario como una forma de crear una mejor experiencia de marca y conseguir una mayor fidelización por parte de los consumidores.

Imagen: http://www.freedigitalphotos.net/images/Computers_g62-Tablet_Computer_p146528.html

La Super Bowl… ese escaparate

NFL-Foto Flickr Por Parker Anderson (Creative Commons)

Foto Flickr Por Parker Anderson (Creative Commons)

La Super Bowl. Siempre hay una época del año, concretamente a finales de enero y comienzos de febrero en la que los menos hechos al Fútbol Americano escuchan hablar de un deporte al que no le han prestado ninguna atención y del que durante 350 días no oyen mención alguna. Pero no se lo tomen como el acontecimiento deportivo que en realidad –se supone- que es. No. Véanlo como el Super Show del entertainment americano más puro. De la orgía de fuegos de artificio y de la plataforma publicitaria más grande del mundo.

El año pasado, el partido entre Seahawks y los Broncos, -sí, se juega un partido y con título mundial de por medio- tuvo una audiencia récord de 111,5 millones de espectadores en Estados Unidos, con picos de 115 millones cuando Bruno Mars y los Red Hot Chili Peppers incendiaron el estadio con su música. Twitter a su vez, generó más de 25 millones de tweets del evento, lo cual se espera que para este año se multiplique.

¿Justifica esto una inversión de 4 millones de dólares por parte de los anunciantes por 30 segundos de gloria en versión spot?
Tengamos en cuenta que según estudios el 50% de los televidentes solo encienden la televisión y sintonizan la Superbowl para ver los famosos anuncios del evento. Que no solo estamos hablando del potencial de una audiencia de 115 millones de espectadores tan solo en America, sino que también hablamos del evento televisivo más visto en todo el mundo. Además hay que añadirle el reciente poder de las redes sociales, los medios y la viralización de los anuncios durante la semana posterior al evento.  ¿Quién no ha leído al menos una noticia con los mejores anuncios de este evento tan desconocido en lo deportivo?

Un buen anuncio en la Superbowl, tan solo en Estados Unidos puede llegar a aparecer en concepto de Publicity pura y dura en más de 200 medios de comunicación. Súmale, entradas en blogs especializados, blogs pequeños, visitas en youtube, comentarios en Facebook, Twitter, vídeos en Instagram, radios… La era de la viralización puede llevar que la inversión de 4 millones, más el concepto de producción de 1 millón, tenga un ROI que cuadriplicaría los gastos de realización de un evento del tamaño y el coste de la Superbowl.

Skechers en 2012, incrementando el precio de sus productos, a través de una buena estrategia en Superbowl incrementó sus ventas un 26%.  Audi y Chrysler doblaron sus ventas y Audi consiguió asentarse definitivamente como marca de coches de lujo en 2006.

Otro dato, el 46% de los espectadores del show, son mujeres y se prevé que alcancen la paridad este mismo año. Sin embargo la tendencia, aunque cada vez más mitigada nos lleva a anuncios en ocasiones de tinte un tanto sexistas como el polémico de las hamburgueserías Carl Jr, que ya lleva más de 5 millones de reproducciones sin tan siquiera haber salido “al aire”.

¿Ahora qué opinas sobre la Super Bowl y su “otra competición”?

Puedes adelantarte y ver algunos de los anuncios de este año:

BMW i3- “Newfangled Idea”

Bud Light

Mercedes-Benz “Fable”

SNICKERS

Skittles